Cholo soy y no me complazcas , musica Sábado, 27 febrero 2016

¿Fue Queen la banda más fascista y sexista del rock?

Hernán Migoya

Escritor español. Autor del best-seller "Todas putas" y guionista de “Plagio”, primera novela gráfica europea situada en el Perú. También es autor del ensayo erótico "50 peruanas de bandera", coguionista del biocómic "Señorita Laura" (Premio Luces 2015) y acaba de lanzar su nueva novela, "La flor de la limeña" (Planeta Perú).
God-save-the-Queen-freddie-mercury-32428152-500-677

Imagen: fanpop.com

Nunca he acatado la opinión de la crítica establecida como guía de gustos artísticos. Ni la literaria, ni la cinematográfica, ni la historietística, ni la musical. Nunca he creído que sirvan para mucho, salvo para conocer nuevas obras sobre las que emitir un juicio propio. Nadie se acuerda de las malas críticas a Cervantes, ni a Hitchcock, ni a Robert Crumb, ¡ni a Queen!

Y tal vez Queen es la razón de que me importe una mierda lo que los críticos digan. Cuando descubrí a la banda de Freddie Mercury en 1985 se convirtió instantáneamente en mi grupo de rock favorito. Desde ese momento, contando yo 14 años, hasta la muerte de Mercury en 1991, JAMÁS leí o escuché ni una sola vez una buena crítica oficial sobre su música. Jamás. Lo recuerdo muy bien, porque yo los adoraba y todos los periodistas culturales parecían odiarlos. Sencillamente, si te gustaba Queen, no eras cool.

Al parecer, el fenómeno de rajar de Queen no era exclusivo de la prensa española y se dio desde la aparición del grupo en los años 70. Melody Maker, New Musical Express y Sounds solían incluir malas críticas de sus discos. Pero nada comparado con el abierto odio que la revista Rolling Stone profesaba contra Queen. Rastreando por Internet se pueden encontrar definiciones de la época que hoy dejan boquiabierto: en 1979, el crítico Dave Marsh afirmó en RS que Queen “podría ser la primera banda de rock genuinamente fascista”. Además, los llama “mocosos arrogantes” y opina que el tema Fat Bottomed Girls “no es sexista: considera a las mujeres no como objetos sexuales sino como objetos, punto (que es el modo en que la banda considera a la gente en general.)” A Mercury lo llama “demasiado patán para que sienta vergüenza por ello”.

En otro artículo asegura de Mercury que tiene una “voz pop pasable”… lo cual ya hace sospechar que en sus afirmaciones el crítico está un poco cegado -y ensordecido- por su aversión al cuarteto.

dailymail.co.uk

En serio: ¿quién podría odiar a este tipo? Foto: dailymail.co.uk

No time for losers 

Respecto a la acusación de fascismo, es algo que nace sobre todo a raíz de canciones himno de Queen como We are the champions y We will rock you. Letras agresivas con afirmaciones tajantes como “no es momento de perdedores” cantadas como acto de fe colectivo en un estadio pueden asustar un poco, pero de ahí a denominar fascistas a sus creadores me parece exagerar un poco bastante. También se quiere ver como fascistahttp://www.ilxor.com/ILX/ThreadSelectedControllerServlet?boardid=41&threadid=15202 la letra de su espectacular One Vision. No me imagino a Freddie liderando soldados arios mientras mueve el culo como en el video de la canción:

Supermen Carrying Freddie Mercury

Freddie marchando orgulloso sobre los hombros de dos superhombres. Foto: img-fotki.yandex.ru

Aunque lo que sí es cierto es que si en España un grupo finalizara sus conciertos mostrando la bandera española sobre la espalda de su líder, como hacía Mercury con la británica como colofón de sus actuaciones, el público llamaría a ese grupo “fascista”, como mínimo. Fascista y más cosas…

Pero a Queen se le detestaba desde el establishment cultural por mil motivos más: otro crítico de Rolling Stone, John Milward, escribió en 1982 que “Queen siempre se ha dejado guiar por el sonido en lugar de por el alma”. ¡Y encima se atrevían a cantar que Tiburón nunca fue mi cosa y no me gusta Star Wars!

tumblr_l3omw3kBf11qbo12qo1_400

Freddie follándole la nuca a Darth Vader. Foto: 26.media.tumblr.com

En una página de la propia Rolling Stone, un lector (que firma von allen) cuenta que “cancelé mi suscripción a la revista Rolling Stone allá por los 70s por el modo en que criticaban a Queen. (…) Queen fueron posmodernos incluso antes de que nadie supiera qué significaba esa palabra. (…) Tal vez las masas no son tan estúpidas después de todo”.

Pero lo cierto es que el grupo acusaba las críticas y el propio Mercury reconoció que la prensa los llamaba un “montaje publicitario de supermercado”.

bicycle race

Imagen: imgur.com

Chicas de trasero gordo

De hecho, muchos periodistas siguen rajando de Queen en la actualidad, algunos diciendo idioteces como éstas.

Sin embargo, en algunas valoraciones tienen razón: el videoclip de Bicycle Race hoy sería considerado absolutamente sexista. ¿65 mujeres desnudas pedaleando en un estadio sin más mérito que sus carnes al aire? Dios mío, qué machistas de mierda. Pero, para poder juzgarla con absoluta objetividad, veamos mejor la versión sin censurar, ¿les parece?:

 

Hasta el propio guitarrista de Queen, Brian May, confiesa en este making of que hoy no se hubieran atrevido a plasmar esa idea:

1979-xx-xx-tag

Imagen: queenconcerts.com

 

En cuanto a la festiva canción Fat Bottomed Girls, también es machista, por supuesto. El sandio del artículo anterior lo dice bien claro: “Disfraza su misoginia bajo un distinguible riff de guitarra rock-blues”. Lo cierto es que resulta divertidísimo escuchar a Freddie Mercury cantando frases como “Oh, vas a dejar que cuelgue todo en ti… chicas de trasero gordo, ustedes hacen que el balanceante mundo siga girando” o “no hay reinas de la belleza en esta localidad (déjenme que les diga), oh, pero aún me doy mi placer, aún disfruto de mi mayor tesoro” o “Llévenme con esas damas grasosas cuando quieran”…

Mmm, veamos: el creador de la letra podría ser un machista que reivindica la belleza de las mujeres orondas, lo cual lo hace menos machista, imagino, porque se atreve a contradecir los estereotipos estéticos  impuestos por los mass media. O, al contrario, podría hacer de Mercury un machista aún más asqueroso todavía de lo que ya sospechábamos, pues se ríe de pobres víctimas de la obesidad a las que cosifica sin piedad y a las que no permite jamás empoderarse…

Fascista. Machista. Indio. Y maricón.

Tenían razón: Mercury lo tiene todo…

(A todo esto, el autor de Fat Bottomed Girls no es Mercury, sino Brian May, pero éste asegura que la escribió para Mercury…)

tumblr_m6g3csWVKD1qdslbvo1_r1_1280

Freddie vestido de nazi o, eh… algo así. Imagen: 40.media.tumblr.com

La peor banda para la prensa británica

A primeros de los 2000s la revista británica Mojo publicó una encuesta según la cual Queen era considerada por los críticos más respetados la peor banda de Inglaterra. La mejor, The Beatles, tanto para la crítica como para el público encuestado. Curiosamente, la segunda mejor banda británica en opinión del público era Queen…

Está claro que el hedonismo de los miembros de Queen y su arrogancia sentaban fatal en la prensa especializada, como esta frase del baterista Roger Taylor: “Nunca fuimos aclamados por la crítica, lo que al cabo de un tiempo terminaba siendo importante, porque cuanto más te aclamara la crítica, más seguro iba a ser tu fracaso.”

La animadversión indisimulada de Rolling Stone hacia Queen llegó a provocar incluso el envío de una indignada carta abierta del propio Taylor a la revista, carta que escribió durante un vuelo en una bolsa de papel para vomitar y que leída hoy resulta impagable: “Ustedes son aburridos y quieren infectarnos”. Aquí la carta entera:

carta

Foto: vía www.discuss.queenonline.com

Este foro sobre Queen recoge opiniones muy interesantes y reveladoras sobre los motivos por los que la crítica no tragaba al grupo:

“Queen eran diferentes. Eran camp, ruidosos y seguros de sí mismos. Por aquel entonces a los medios eso no les gustaba, les gustaban las cosas a las que estaban acostumbrados. No les gustaba lo diferente.

“En los 80s (cuando yo era adolescente) todos los esnobs indies odiaaaaban de veras a Queen. Se consideraba que ya “habían sido”, unos esnobs millonarios y Dios sabe qué más. Entonces, cuando Freddie murió en los primeros 90… de pronto todo el mundo volvió a amar a Queen.”

“Por lo que respecta a la prensa musical, creo que a NADIE jamás le ha gustado Queen”.

“Digamos que entre 1973 y 1991, Queen sacó 14 álbumes de estudio, dos compilatorios de Grandes Éxitos, dos discos en vivo, y un álbum de sesiones en la BBC. Digamos también que como promedio, de las diversas publicaciones musicales británicas, revistas pop y las revistas “serias” musicales, al menos tres publicarían una reseña.

Creo que con fortuna uno podría encontrar alrededor de media docena de reseñas elogiosas. Las tres revistillas musicales más vendidas, NME, Melody Maker y Sounds estaban de uñas con ellos a partir de Queen II, principalmente porque estaba de moda basurear a Queen, y los periodistas recibían las peores burlas por parte de sus colegas si no se expresaban con menosprecio hacia la banda.”

Por mi parte, recuerdo que en los 80s se puso de moda entre muchos periodistas españoles repetir el sonsonete de que el resto de Queen debía echar de sus filas al “inútil” de Freddie Mercury o que Brian May debía abandonar a sus compañeros, porque era el único músico bueno de la banda: en fin, casi 25 años después de la muerte de Freddie, May ha seguido explotando junto a Roger Taylor el legado de Queen hasta la saciedad y no veo que su carrera en solitario haya sido gran cosa finalmente…

Pese al aborrecimiento de los críticos, Queen sigue siendo mi banda favorita de la historia del rock.

Así que si a ustedes les gusta el reggaetón, no teman:

¡Queen ya fueron acusados hace décadas de cosas mucho peores que Don Omar y Daddy Yankee juntos!

tumblr_lwu0phwVbW1qgbxt8

Freddie perreando: Le dio más alegría a su cuerpo que Macarena. Imagen: media.tumblr.com

Hernán Migoya

Escritor español. Autor del best-seller "Todas putas" y guionista de “Plagio”, primera novela gráfica europea situada en el Perú. También es autor del ensayo erótico "50 peruanas de bandera", coguionista del biocómic "Señorita Laura" (Premio Luces 2015) y acaba de lanzar su nueva novela, "La flor de la limeña" (Planeta Perú).